Sentarse demasiado acorta la vida. Eso puede sonar ridículo u obvio dependiendo de la perspectiva. La Sociedad Americana del Cáncer, cuyos investigadores estudiaron 123.216 resultados de salud de las personas durante un período de 14 años, concluye que las mujeres que permanecieron sentadas por más de seis horas diarias tenían un 40% más de

Sentarse durante horas puede quitar años de vida

Articulo extraido de CNN

Sentarse demasiado acorta la vida

Eso puede sonar ridículo u obvio dependiendo de la perspectiva. La Sociedad Americana del Cáncer, cuyos investigadores estudiaron 123.216 resultados de salud de las personas durante un período de 14 años, concluye que las mujeres que permanecieron sentadas por más de seis horas diarias tenían un 40% más de probabilidades de morir durante el curso del estudio que las mujeres que se sentaban menos de tres horas al día. Los hombres fueron aproximadamente un 20% más propensos a morir.

El American Journal of Epidemiology publicó un estudio encontrando que aquellos que se encontraban en un trabajo sedentario tienen casi el doble de riesgo de un tipo específico de cáncer de colon. Lo que es particularmente interesante acerca de las investigaciones recientes es la revelación de que sentarse durante largos períodos de tiempo hace daño significativo a la salud humana que no se puede deshacer mediante el ejercicio. Sentarse varias horas cada día es malo, tanto como fumar.

La Sociedad Americana del Cáncer señala que las pautas de salud pública hacen poca o ninguna referencia a la reducción del tiempo que se mantienen las personas en posición sedentaria. En lugar de esto solo se centran en el aumento de la Actividad Física de la población. Por ejemplo, en 1995, el Colegio Americano de Medicina del Deporte y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades emitieron conjuntamente directrices nacionales denominadas Actividad Física y Salud Pública, que fueron actualizadas en 2007. La recomendación del gobierno fue específica: “Realizar actividad física aeróbica de intensidad moderada durante un mínimo de 30 minutos, cinco días a la semana, o actividad física aeróbica de intensidad vigorosa durante un mínimo de 20 minutos tres días a la semana”.

Es un cambio en el pensamiento que está ondeando a través de lugares de trabajo, escuelas y hogares. “La silla en el escritorio” parece causar daño cuando se utiliza durante el tiempo que hoy en día se considera normal. La Administración de Seguridad y Salud Ocupacional recomienda mezclar tareas no relacionadas con el ordenador en la jornada laboral, de modo que las personas puedan moverse y utilizar diferentes grupos musculares.

Los investigadores y los encargados de formular políticas se centraron en los beneficios para la salud por hacer ejercicio. Pero de acuerdo con las últimas investigaciones, incluso cuando las personas realizan ejercicios significativos y regulares, los riesgos de enfermedades graves aumentan por la cantidad de horas de inactividad física.

Más estadounidenses están adaptando los ambientes de trabajo modernos para satisfacer estas necesidades fisiológicas mejor mediante la instalación de pie y mesas ajustables que permiten el cambio entre las posiciones sentado y de pie, y escritorios rodantes, que operan a bajas velocidades al caminar.

“Sentarse no es malo si es con moderación, pero en exceso es adictivo y perjudicial”. “La preocupación es que para la mayoría de la gente en el mundo desarrollado, la silla es la norma”.

¿Te gustó? Compártelo en tus redes