La actividad física es uno de los factores más importantes que influyen en la trayectoria del envejecimiento. 

Ejercicios para Mayores Autónomos

Ejercitate Diariamente

La actividad física es uno de los factores más importantes que influyen en la trayectoria del envejecimiento. Hay evidencia convincente de que la participación en actividades físicas regulares puede prevenir o retrasar el inicio y la progresión de varias enfermedades crónicas y contribuir a una reducción en el deterioro funcional físico y cognitivo en la vejez.

Objetivo: Mejorar el equilibrio

DescripciónEstando de pie, estire sus brazos hacia adelante y eleve un pie hacia atrás. Trate de mantener el equilibrio durante 30 segundos seguidos, o en su defecto, divididos en varios intentos. Si no se siente capaz, colóquese frente a un apoyo firme del que se pudiera agarrar si lo necesitara.

Objetivo: Fortalecer las piernas y el abdomen

DescripciónSiéntese en una silla apoyando su espalda en el respaldo. Junte y separe sus pies con la mayor amplitud que le sea posible sin arrastrarlos. Puede agarrarse a la silla para que sea más fácil. Si sufre dolor en la zona lumbar, no levante los pies del suelo al realizar el ejercicio, deslícelos lentamente.

Objetivo: Fortalecer  brazos y espalda

DescripciónSiéntese en una silla sin apoyar la espalda. Coloque sus manos sobre el asiento y alinee sus brazos y piernas, cargando todo su peso sobre los brazos en extensión y los pies. Eleve sus caderas manteniendo la tensión en el abdomen para no arquear la zona lumbar en exceso.

Objetivo: Estiramiento lumbar

DescripciónSiéntese en una silla, con los pies bien apoyados en el suelo y ligeramente separados. Vaya descendiendo por las piernas con sus manos e intente relajar su espalda. Mantenga la posición 15 segundos. Para recuperar la posición inicial apoye sus manos en sus rodillas y empuje con sus brazos, no con la espalda.

Realice los ejercicios en la medida que le sea posible sin llegar a la extenuación ni a sentir dolor. A medida que se acostumbre a los ejercicios vaya aumentando la cantidad y la intensidad de forma progresiva. Consulte inmediatamente a su médico si se siente indispuesto o percibe cualquier signo o síntoma fuera de lo normal. Realice Actividad Física adaptada a su capacidad varias veces por semana, y siempre que sea posible bajo la supervisión de un especialista en Actividad Física.

Descarga los ejercicios en PDF

Articulo recomendado: ¿Cómo cambia el estilo de vida después de la jubilación?

¿Te gustó? Compártelo en tus redes